Embarazo, parto, posparto y mucho más!

Embarazo, parto, posparto y mucho más!

Hace ya unos meses os comentaba como una amiga y compañera, que es comadrona, imparte Talleres del suelo pélvico en Madrid (lo podéis recordar pinchando aquí). Pues ahí no queda la cosa ya que si tenéis cualquier duda sobre el embarazo, el parto, el posparto, etc. o queréis vivir la experiencia del embarazo y el parto de una manera natural y segura en casa aquí tenéis la solución. Os invito a que conozcáis su nueva y original página web y a que se la hagáis llegar a quien creáis que pueda estar interesado! Página de Anabel Carabantes-...
Humano vs. Máquina

Humano vs. Máquina

El otro día una seguidora del blog (GRACIAS) me sugería la encuesta que se ha llevado a cabo esta última semana: ¿qué juguete te gusta más?. En ella, además de los juguetes de los que habíamos hablado introduje los nuestros, los que tenemos a mano y nunca mejor dicho porque han sido las manos las claras ganadoras de esta encuesta. El patito, la muñeca, los guantes, el huevo,etc. todo eso está fenomenal pero, a la hora de la verdad, más de un 50% prefiere sus propias manos o las de su pareja. Y es que se puede disfrutar con todo, alcanzar el placer de múltiples formas pero el calor y tacto humano arrasan por goleada. Sea con lo que sea, solos o acompañados, con accesorio o sin él, os deseo que vuestra semana sea completamente...
Sexo, la revolución. Episodio 4

Sexo, la revolución. Episodio 4

Episodio 4: “Amor mancillado” Con este cuarto episodio termina el documental “Sexo, la revolución” y, vistos todos en conjunto, sólo puedo decir que sobran muchos minutos. Hubiese sido ideal que hubiesen hecho un documental de poco más de una hora para contar todo lo que nos han contado. Este último episodio nos sitúa a finales de los años 70 y principios de los 80, donde la revolución sexual era evidente y tensaba tanto la cuerda que llegaba casi a su fin. La música disco, el consumo de cocaína y el sexo están de moda y triunfan lugares como Studio 54 y, al mismo tiempo, Hugh Hefner va viendo como aumenta la competencia para Playboy con la venta de revistas como Penthouse (Bob Guccione) y Hustler (Larry Flynt). Algunos movimientos feministas, reivindican que se censure la pornografía por considerar a la mujer un objeto y fomentar la violencia, como la famosa avalancha contra los Rolling Stones por su cartel “Black and Blue” en el que se podía ver a una mujer atada y “apaleada”. El divorcio está a la orden del día y el cine nos da su reflejo con películas como “Kramer contra kramer” (Robert Benton, 1979). Por otro lado tenemos películas como “Vestida para matar” (Brian de Palma, 1980) que nos dejan moralejas tan alegres como “si tienes un encuentro sexual casual habrá consecuencias”. Y si, esas consecuencias serán negativas y vendrán con el nombre de “enfermedad venerea”. Y así comienzan los 80, con el herpes y el SIDA como grandes protagonistas y con millones de ventas de condones para intentar evitarlos. Eso si, en USA, Ronald Reagan mantiene silencio...
Sexo, la revolución. Episodio 3

Sexo, la revolución. Episodio 3

Episodio 3: “Haz lo tuyo”   En este tercer episodio podemos ver como en los 70’s empiezan a celebrar y a disfrutar todo lo conseguido durante la década anterior. David Bowie y otros artistas andróginos o vestidos de mujer (Mick Jagger, Lou Reed) están de moda, querían parecer gays y juegan con los géneros revolucionando el panorama musical. La liberación de los heterosexuales inspira a los homosexuales que también quieren su propia liberación. Los armarios empezaron a abrirse y centenares de personas manifestaban su orientación sexual sin pelos en la lengua y orgullosos por ello. Hay que tener en cuenta que este era un gran paso ya que durante los 50’s y 60’s la homosexualidad era considerada una enfermedad mental y se incluía en el manual diagnóstico del APA (Asociación Americana de Psiquiatría). Muchos hombres intentaron “curarse” y el tratamiento consistía en hacerles ver imágenes de desnudos masculinos al mismo tiempo que recibían descargas eléctricas…un condicionamiento clásico brutal e inhumano. No fue hasta 1973, que el APA excluye la homosexualidad de su lista de desordenes sexuales. En los 70’s el movimiento feminista empieza a cuestionar las revistas como Playboy ya que consideran que la mujer sólo se ve como objeto sexual, pero la revista Cosmopolitan da la vuelta a la tortilla con la publicación de fotografías de hombres desnudos. El primero en estrenarla fue Burt Reynolds. Libros como “The joy of Sex” (Alex Comfort, 1972) cosechan éxitos inesperados, por las ganas que tenía la gente de aprender técnicas sexuales. Ya estamos liberados, perfecto, podemos hacer lo que queramos, genial y ahora…¿cómo lo hacemos?. Y de esa manera se convirtió...
¿Juegas?

¿Juegas?

Dando un “paseo” por las tiendas eróticas online me he encontrado nuevos juguetes curiosos que no dejan de sorprenderme. Los hay para todos los gustos, para quien juega en solitario, en pareja, en la ducha… A nadie le sorprendería ver esta muñequita Kokeshi decorando una estantería pero ¿es sólo eso?. Bueno, no le quitaremos la parte decorativa pero esta muñeca guarda un secreto que vibra de 3 maneras diferentes y puede acompañarnos en un relajante masaje o en un estimulante encuentro. El creador de esta muñequita es Tony Levine, el mismo que el del “patito vibrador” que consiguió transformar el famoso patito de goma en uno no tan inocente pero igualmente divertido. Su estilo, con el tiempo ha ido cambiando y nos encontramos desde el clásico patito amarillo al patito bondage o al decorado con una auténtica joya Swarovski (como sigan con esta locura no me sorprendería encontrar hasta hamburguesas con Swarovskis en vez de sésamo) Cuando pensamos en un juguete erótico femenino solemos irnos a los vibradores o estimuladores del clítoris pero nadie piensa en el cunnilingus…hasta ahora, ya que hay quien ha intentado recrearlo con un “simulador de sexo oral”. Ver para creer, una rueda con 10 lenguas incansables que harán las delicias de muchas y proporcionarán un “descanso” al hombre que quede exhausto. Por último, he encontrado el guante vibrador que a la vista no puede ser menos erótico pero  dicen que para masajear es único y que, colocado en una zona más sensible, puede disparar a cualquiera, sea hombre o mujer. ¿Y tú?...
Sexo, la revolución. Episodio 2

Sexo, la revolución. Episodio 2

Episodio 2: “El Big Bang” Este segundo episodio no añade mucha información a lo contado en el Episodio 1 pero si podemos ver como se dieron algunos pasos más en esta revolución sexual. Durante la Guerra de Vietnam los jóvenes intentan convertir el sexo en un arma, la frase “haz el amor, no la guerra” se pronuncia más veces que “buenos días” y aparecen grupos como los Yippies que organizan manifestaciones en contra de la guerra. Por otro lado, nos encontramos la “lucha” para que la Educación Sexual sea introducida como materia en los colegios, pero la gente se oponía ya que consideraban que esa asignatura debería llamarse “Perversión programada”. No pensemos que esto era así por estar a finales de los 60, ni por ser en Estados Unidos, ya que sigue siendo así hoy en día en prácticamente todo el mundo. Pocos colegios en España están dispuestos a que se traten estos temas en clase y, si lo hacen, dedican a ello sólo un par de horas, sin tener en cuenta la importancia de la prevención para la salud. Parece que estamos en el mismo punto que se encontró William Baird en esa época en la que buscar información sobre anticonceptivos o distribuirlos seguía estando prohibido. Fundó la “Sociedad de Ayuda a los Padres”, cogió una furgoneta que tenía medio convertida en clínica y se dedicó a recorrer USA, parando en los barrios más pobres, para enseñarles los métodos anticonceptivos existentes, su forma de uso, etc. Un precursor de la prevención que tan importante tenía que haber sido en esa época en la que los abortos estaban a la...
Página 5 de 7« Primera...34567

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR ACEPTAR
Aviso de cookies