Entre la vigilia y el sueño

Entre la vigilia y el sueño

Esta mañana me he despertado cuando he creído escuchar mi nombre, como si alguien me llamase, pero no era así, tan sólo era una ilusión que se colaba entre mi sueño y el despertar haciéndome «alucinar» y nunca mejor dicho.

Seguro que muchxs de vosotrxs habéis tenido falsas percepciones al intentar conciliar el sueño o nada más despertar, a estas sensaciones se les llama Alucinaciones Hipnagógicas (se dan justo antes de dormirse) o Hipnopómpicas (se dan cuando nos estamos despertando).

Hay personas que, justo antes de dormirse, han llegado a responder a algo que no se ha preguntado siquiera o han creído ver a alguien, también se han dado casos en los que han tenido la sensación de salir de su cuerpo y verse a sí mismos desde fuera… y es que, muchas veces, lo que unos consideran una experiencia paranormal, es en realidad sólo eso, una ilusión.

No hay que preocuparse, porque nada de esto es patológico, es un momento en el que, por así decirlo, una parte de tu cerebro ya está en «modo dormir» mientras que otra no, por lo que se mezclan las dos cosas, de ahí que se viva como real y se crea estar despierto pero, al mismo tiempo, se tenga la visión propia de un sueño.

Algunos ejemplos de las Hipnopómpicas, es decir de las que suceden cuando nos despertamos, podrían ser el oír que alguien nos llama, el escuchar el despertador o el teléfono sin que este haya sonado, el sentir que alguien nos está tocando o está encima, etc.

A veces, también sucede que te despiertas y por un momento sientes que no te puedes mover, como si tu cuerpo estuviese totalmente paralizado, eso se conoce como la Parálisis del sueño. Cuando entramos en fase del sueño nuestro cerebro en cierta forma se desconecta del cuerpo, para que este no haga lo que sueña, es decir, puedo soñar que estoy corriendo pero gracias a esa desconexión en realidad no lo hago, no escenifico físicamente los sueños que tengo. Hay veces que nuestro cerebro se despierta antes que nuestro cuerpo, es decir, antes de que se vuelva a conectar todo, de ahí que seamos conscientes pero nuestro cuerpo no responda, es un pequeño desfase.

Seguro que también a alguno de vosotros os ha pasado que, cuando ya estáis empezando a quedaros dormidos, tenéis la sensación de caer, tropezar o dar un brinco o, al menos, lo habéis visto en alguien que durmiese a vuestro lado. Esto se conoce como la Mioclonía del Adormecimiento y tiene lugar cuando estamos en la fase de somnolencia anterior a las fases de sueño REM y no REM. No se tiene todavía muy claro el origen aunque muchos expertos lo tratan como si fuese otra característica del sueño más (como la respiración lenta y profunda y la reducción de la temperatura corporal).

En definitiva, que no os asustéis con lo que podáis sentir antes o después de dormir que es normal que Morfeo nos haga alguna que otra «jugarreta».

Muy buenos días y dulces sueños a todos…

 

Etiquetas: , , , ,


Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR ACEPTAR
Aviso de cookies